Entramos en la segunda fase de este gran proyecto y vemos la increíble transformación del inmueble una vez realizados todos los cambios.

 

Desde DOMIUM PREMIUM SOLUTIONS os traemos este proyecto de reforma integral y os explicamos todos los detalles!

 

La paleta de colores

La segunda parte de la reforma la enfocamos con el convencimiento de querer dar continuidad en toda la vivienda en el sentido cromático mediante tres gamas de colores: el blanco, el gris y la madera de roble.

El gris fue el color elegido para todas las paredes y el techo de la vivienda; el tono blanco lacado llegó con el suministro de las puertas de paso, puertas correderas, armarios, interruptores y enchufes.

Y finalmente, la instalación del parqué de roble en todas las habitaciones dió el resultado de una vivienda homogénea, continua, luminosa y amplia.

Glamour en los lavabos

Para los dos baños se optó por un alicatado cerámico mate y un pavimento cerámico de color arena del desierto (RAL 1002) que aporta calidez y va en consonancia con el suelo laminado del resto de la vivienda.

A continuación, se instalaron los sanitarios, las griferías cromadas, los radiadores-toalleros, los platos de ducha, los muebles y las mamparas.

Llegados a este punto, llegó la hora de equipar uno de los espacios más emblemáticos y centrales de la vivienda: la cocina !

 

La cocina: la joya de la casa

Se apostó por utilizar las mismas líneas utilizando muebles laminados blancos dispuestos en tres zonas bien diferenciadas: la zona del fregadero, la zona del lavadero y la zona de cocción. Para el almacenamiento se ideó una zona de armarios altos donde también encontramos la nevera integrada, el horno y el microondas.

Además, se eligieron tres elementos para dar personalidad a la cocina: una península para poder comer, una campana extractora empotrada en el techo y el gran Neolithe frontal en la zona de cocción de color negro con tiras grises.

Para rematar el piso, sólo quedaban los últimos detalles: poner los tiradores de los armarios, colocar los organizadores de almacenamiento, instalar los muebles a medida del despacho, montar el armario del recibidor y la instalación de las lámparas y las tiras de led (cortinero, cocina y lavabos).

Después de una buena limpieza a fondo y de la llegada de nuevos muebles en la vivienda, damos la reforma por terminada.

Esperamos que los nuevos propietarios la disfruten al máximo!

¡Felicidades familia!!!